Revista Colibri | Contra un nuevo ajuste en el CONICET
4793
post-template-default,single,single-post,postid-4793,single-format-standard,qode-quick-links-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,qode-theme-ver-12.1.1,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.4,vc_responsive

Contra un nuevo ajuste en el CONICET

Por Franco Marani

“Los países ricos lo son porque dedican dinero al desarrollo científico-tecnológico, y los países pobres lo siguen siendo porque no lo hacen. La ciencia no es cara, cara es la ignorancia” – Bernardo Alberto Houssay, Argentino Premio Nobel en Medicina en 1947

index

Foto Prensa Obrera

Esta mañana, científicas y científicos del CONICET (Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas) se reunieron en las puertas del Polo Científico Tecnológico para ponerle un freno a un nuevo recorte presupuestario en Ciencia y Tecnología y en busca de respuestas frente a la nueva ola de despidos que hubo en diciembre según informó la delegada e integrante de Jóvenes Científicxs Precarizadxs, Mercedes Krausse.

La convocatoria tuvo entre sus principales reclamos, la solución inmediata de la situación de 411 trabajadores que quedaron anclados en la categoría “pendiente”. Se trata de investigadores que no se adecúan a los parámetros etarios pretendidos por el organismo. Se espera que sean informados sobre su rechazo o confirmación entre marzo y diciembre del año corriente. Esta avanzada en el destrato de les investigadores ignora la ley 27.385, que elimina los límites de edad tanto para obtener una beca como para ingresar en la Carrera.

“Ellos dicen que no tienen una respuesta para darnos, y que este no es un conflicto laboral porque nosotros somos becarios”, expresó Krausee quien asistió a la reunión con los funcionarios del ente. Pero finalmente tomaron nota de todas las demandas y se comprometieron a llevarlas al directorio, “se reúnen el 21 de febrero, recién después de esa fecha tendríamos respuestas”.

Como se había informado en Colibrí Revista, el 2017 sufrió un achique significativo en la cantidad de ingresantes a la Carrera de Investigador Científico y, por consiguiente, a la planta permanente del organismo. Según los resultados de la convocatoria publicados el 27 de diciembre, no hay intenciones de torcer el rumbo para 2018: tan sólo 600 de 2207 postulantes lograron acceder a la Carrera.

Más información: Investigadores y estudiantes protestan contra el recorte en ciencia y tecnologia

Los trabajadores de la ciencia logran abrir diálogo tras la toma del mincyt

Sin comentarios

Postear un comentario