Loader
Continúan las complicaciones en el Tren San Martín
6866
post-template-default,single,single-post,postid-6866,single-format-standard,bridge-core-1.0.5,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-18.1,qode-theme-bridge,disabled_footer_top,disabled_footer_bottom,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.2,vc_responsive

Continúan las complicaciones en el Tren San Martín

El servicio se mantiene limitado en la línea por la construcción del viaducto. Desde el 15 de enero del corriente año, los trenes cortaron el servicio entre Villa Del Parque y Palermo y las fuentes oficiales habían anunciado que sería por un mes, pero se espera que hasta mitad del año 2019, no se retomen los servicios normalmente.

Usuarios de la Línea San Martín expresaron su queja porque la interrupción del servicio en Villa del Parque en dirección a Retiro se extenderá hasta fin de mes, cuando en principio se anunció que se normalizaría hoy.

El servicio limitado de la línea ferroviaria que en la región incluye a las estaciones Sáenz Peña, Santos Lugares, Caseros, El Palomar, Hurlingham y William Morris se inició el 15 de enero, a raíz de las obras de extensión del viaducto que finaliza en Palermo hasta La Paternal.

Para cubrir en parte la falta de trenes entre Retiro y Villa del Parque, se dispuso un servicio de colectivos entre Palermo y Villa del Parque, con una sola parada en avenida Juan B. Justo y Corrientes, a la altura de la estación Villa Crespo (ex Chacarita).

Por lo tanto, quienes viajaban desde la región hasta Retiro, deben hacer dos trasbordos, y para cubrir el tramo entre Palermo y Retiro, recurrir al colectivo o al subte, con el consiguiente incremento de los gastos y el tiempo de viaje.

Además el 22 de enero se implementó un diagrama de emergencia, reduciéndose a la mitad la cantidad de trenes: de uno cada 10 minutos en hora pico, pasó a circular una cada 20 minutos.

Ante la saturación de las formaciones, y la dificultad para ascender en las intermedias, muchos pasajeros optaron por utilizar los trenes de la Línea Urquiza, y otros la línea de colectivos 53. “Los andenes terminan repletos y nadie puede subir”, aseguró Nahuel, uno de los pasajeros afectados.

Otros coincidieron en apuntar que de la mano de las altas temperaturas y la poca ventilación de los coches “el viaje se transforma en algo así como una sauna, hace mucho calor”.

Por su parte Natalia, otra usuaria, apuntó que con la Línea San Martín “poder usar la red SUBE (que realiza descuentos en el segundo y tercer medio de transporte que se utiliza) es milagroso, con las demoras se pasan las 2 horas de viaje” (que es el límite para que los citados descuentos se efectivicen.

Esperas de más de 30 minutos se transformaron en habituales porque, según señalaron quienes viajan en la línea “hay locomotoras que presentan fallas, y entonces o va muy despacio, o directamente llega a una estación y se cancela, obligando a todos a bajar y a esperar al que viene detrás”.

Los pasajeros se quejan porque tardan una hora y media más en bajar en Villa Del Parque, tomar el colectivo gratuito y volver a tomar el tren en Palermo. Pero además, con el diagrama de emergencia, el último tren desde Villa del Parque a Pilar sale a las 22.28, cuando antes salía una formación después de la medianoche de Retiro. Quienes trabajan hasta tarde, se ven obligados a buscar otro medio de transporte. Antes de esta limitación del servicio, se había implementado un recorte del servicio. Entonces las formaciones llegaban a Sáenz Peña, los sábados, domingos y feriados.

No Comments

Post A Comment